El Disidente

El presidente Kazajo ordena disparar a matar “sin advertencia” a los denominados “terroristas” ante las últimas protestas

Share on facebook
Facebook
Share on email
Email
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram
Share on facebook
Share on email
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on telegram
El presidente de Kazajistán, Kassim-Jomart Tokayev / Sven Hoppe / dpa

El presidente de Kazajistán, Kasim Jomart Tokayev, ha comunicado este viernes la orden de disparar a matar y sin previo aviso a los denominados “terroristas” implicados en las últimas protestas en el país, sobre todo en la ciudad de Almaty.

“He ordenado a los cuerpos de seguridad y al Ejército que disparen a matar sin advertencia”, ha anunciado el mandatario durante un discurso dirigido a la nación, en la que ha descartado cualquier negociación con los manifestantes.

Además, ha tachado de “estupidezlas peticionesdesde el extranjero” para “una negociación entre los bandos para resolver los problemas políticamente”. “¿Acaso es posible negociar con criminales y asesinos?“, ha cuestionado, antes de concluir en que las autoridades hacen frente a “criminales armados y entrados, tanto nacionales como extranjeros“.

El presidente, ha concluido haciendo hincapié en que “la operación antiterrorista continúa en el país” y ha agregado que “hay un trabajo a gran escala y bien coordinado que está siendo llevado a cabo por la Policía, la Guardia Nacional y el Ejército para establecer la ley y el orden, en línea con la Constitución”.

“La situación en la región de Almaty,  se estabilizó ayer. La introducción del estado de emergencia está dando resultados. La legalidad constitucional está siendo restaurada en todo el país”, ha afirmado.

“La operación antiterrorista continúa. Los milicianos no han entregado sus armas y siguen cometiendo crímenes o preparándose para ello. La lucha contra ellos debe ser completada. El que no se rinda será destruido“, ha advertido.

De esta forma, ha reiterado que “a criminales terroristas así es necesario eliminarlos cuanto antes“, antes de dar las gracias al presidente ruso, Vladimir Putin, por responder a su petición para el envío de tropas al país para garantizar la seguridad ante las protestas.

Tokayev ha incidido en que “los terroristas siguen dañando la propiedad pública y privada y usando armas contra los ciudadanos” y ha hecho hincapié en su decisión de pedir apoyo a la Organización del Tratado de Seguridad Colectiva (OTSC) para que “introduzcan un contingente de pacificación para apoyar a establecer el orden constitucional”.

“Este contingente ha llegado a nuestro país para un periodo corto de tiempo y llevar a cabo tareas de cobertura y apoyo”.

Hasta el momento, el Ministerio del Interior de Kazajistán confirma que al menos 26 participantes en las manifestaciones han muerto, otros 26 han resultado heridos y un total de 3.811 personas han resultado detenidas en relación a los disturbios.

Entre los detenidos, según h confirmado el Ministerio, se encuentra Arman Dzhumageldiyev, conocido como “Armando el Salvaje”, identificado por las autoridades kazajas como un líder criminal que podría estar involucrado en los disturbios.